Delitos y faltas del 2013

Por Raquel Ortega Martínez

Sí, ya sé que llego un poco tarde a esto de las listas recopilatorias del año que acaba, pero confío en que sabréis perdonarlo. El caso es que cuando me puse a hacer un listado de lo mejor que había visto en 2013 me di cuenta de que, por mi parte, éste había sido un año de malas elecciones cinematográficas, y de que las películas malas superaban en número a las buenas. Y es que comenzar el año con la nefasta La jungla: Un buen día para morir no presagiaba nada bueno.

Así que éste es mi particular listado de horrores del celuloide en el 2013. Algunos diréis “Oh, ¿cómo ha podido parecerle mala esta película, si a mí me pareció excelente/hay otras mucho peores?”. Sí, vale, puede ser. Pero como esto del cine es algo muy, pero que muy, subjetivo, os invito a compartir conmigo aquellas películas que no os dijeron ni fu ni fa en 2013.

          ‘El llanero solitario’ (Gore Verbinski)

el_llanero_solitario

¿Os acordáis de cuando Johnny Depp era buen actor? Sí, yo tampoco, la verdad, ha pasado mucho tiempo desde entonces. Personalmente, el trío Depp-Verbinski-Bruckheimer me empieza a resultar ya un poco cansino con esto de querer explotar a toda costa la vis cómica/aventurera de nuestro querido Johnny. Dadle otros papeles, por dios, que el chico sabe hacer más cosas.

Su personaje de Tonto (Toro en la versión española) es una repetición de Jack Sparrow, aunque quizás algo más hierático y con menos pluma. Además, han metido por en medio a Armie Hammer, el intérprete de los fornidos y apolíneos hermanos Winklevoss en ‘La red social’. Y el muchacho lo intenta, de verdad que sí, pero es que el pobre es muy soso. Guapísimo, sí, pero sin chispa.

No negaré que El llanero solitario es una película entretenida para un día de lluvia (que lo es), pero sinceramente no creo que pueda gustar realmente a nadie mayor de 10 años.

          ‘El hombre de acero’ (Zack Snyder)

el_hombre_de_acero

Generalmente cuando estoy escribiendo artículos sobre el mundo del cine suelo echarle un vistazo a la IMDb para comprobar algunos datos, y de repente veo que una película como El hombre de acero tiene un pedazo de 7’4 de puntuación. Y pienso, “¿Estarían borrachos los que votaron? A lo mejor esa hubiese sido la clave para disfrutar la peli, haberme tomado unas alegres copichuelas antes”.

Partamos del punto de que si tus padres son Russell Crowe y Kevin Costner, tu madre es Diane Lane, Amy Adams está enamorada de ti, Michael Shannon quiere matarte, tienes un cuerpazo espectacular y te llamas Clark Kent pocas cosas se pueden torcer para que la peli sea mala. Pues no. No me explico en qué andarían pensado Zack Snyder y Christopher Nolan para hacer algo que más que una peli parece un videojuego malo.

Que sí, Hollywood, que los efectos especiales molan mucho y quedan muy resultones en una pantalla de cine grande, pero un poco de coherencia en los guiones y chicha en la historia tampoco estaría de más.

          ‘The Bling Ring’ (Sofia Coppola)

 the_bling_ring

No sé muy bien por dónde empezar con este despropósito. Sofia, Sofia, Sofia. ¿Qué fue lo que te hizo pensar que esta chorrada de historia iba a ser una buena peli? Un telefilme de los de Antena 3 quizás… No importa cuánto digáis que se trata un reflejo de la sociedad actual en la que los adolescentes están obsesionados con los famosos y persiguen la fama a toda costa. La película sigue siendo un coñazo.

Lo peor de todo es que la película estira innecesariamente una historia que ya contó de manera mucho más interesante para Vanity Fair la periodista Nancy Jo Sales, y en cuyo artículo se basa este filme. La diferencia es que al menos el texto tenía ritmo, mientras que Sofia Coppola se ha limitado a rodar una sucesión sin fin de fiestas plagadas de alcohol y drogas de diseño, robos más o menos torpes aunque exitosos y niñas pijas probándose ropa cara.

Creo que lo único que se salva de la peli es Emma Watson en su papel de niña pija y detestable a la que sientes ganas de abofetear durante los escasos 90 minutos de metraje.

          ‘Juega hasta el fin’ (Evan Goldberg y Seth Rogen)

juega_hasta_el_fin

Hace poco hablando con un amigo de esta peli me decía que era una buena película para un día de resaca. No, amigos, una buena peli de resaca es Van Damme’s Inferno. Juerga hasta el fin es una peli de coleguitas que no tiene el más mínimo interés a no ser que seas fan de la tropa Franco-Rogen-Hill-Baruchel-MacBride-Robinson. Que sí, que Supersalidos y Superfumados* estuvieron genial, pero no hace falta repetir el patrón de comedia gamberra hasta la extenuación

Llamadme aburrida, pero es que la mitad de los chistes me parecían flojos. La única gracia de la película es preguntarte si los actores protagonistas serán así en la vida real. Y casi tampoco. Sólo disfruté enormemente dos cosas: la impresionante bofetada de Rihanna a Michael Cera y los minutos musicales del final (no entraré en más detalles para evitar colaros spoilers, pero son espectaculares).

*En serio, ¿quién traduce los títulos de las películas al castellano? ¿De verdad no hay nadie que tenga algo más de imaginación? ¿Es un trabajo de verdad? ¿Hay algún sitio al que enviar un CV? Algún día profundizaremos más en el tema de las traducciones lamentables.

          ‘Solo Dios perdona’ (Nicolas Winding Refn)

solo_dios_perdona

Cosas buenas de la peli: No hay nada más sexy que Ryan Gosling desabotonándose los puños de una camisa y Kristin Scott Thomas puede ser la mejor zorra malvada del puñetero si lo propone. Cosas malas de la peli: todo lo demás. Pretenciosa y aburrida es decir poco. Os podría describir Only God Forgives en cuatro palabras: visualmente preciosa, argumentalmente soporífera.

Para empezar, Winding Refn nos engañó con Drive, porque pensamos que era un director bueno estética y cinematográficamente, pero no. Después de ver esta peli sólo me parece un señor algo perturbado con una gran capacidad para conseguir que tuerzas el morro por lo jodidamente rara que es la escena que estás viendo mientras que al mismo tiempo piensas “Oh, los colores de la imagen y el encuadre de la cámara son maravillosos”. Que tiene su mérito, no digo yo que no, pero es que hay cosas en esta peli que tela marinera, amigos míos.

Y luego resulta que el gancho de la película, que, no dejemos lugar a engaño, es Ryan Gosling, apenas habla en la peli. Es más, tiene que pasar más de media hora de película para que abra la boca por primera vez. Que sí, que con que esté ahí estando buenorro nos vale, pero yo que sé, tampoco habría mucha diferencia si hubiesen puesto una estatua de cera. Supongo que ver cine modernuqui implica tener mucha paciencia

Afortunadamente, el 2013 no sólo ha traído películas malas a mí vida, sino que también me deparaba algunas otras de las que a priori no esperaba absolutamente nada, pero que me sorprendieron muy gratamente.

          ‘Dolor y dinero’ (Michael Bay)

pain_and_gain

De entrada diré que Michael Bay y yo congeniamos mucho. Él se cree un dios del cine de acción bajado a la Tierra y yo creo que es un capullo engreído. Dicho esto, tengo que quitarme el sombrero ante Dolor y dinero, porque consiguió que durante toda una semana fuera gritándoles a mis compañeros de trabajo aquello de ‘I believe in fitness’ a la primera de cambio.

Dolor y dinero es un videoclip hiperhormonado en el que tres descerebrados tratan de hacerse millonarios por la vía del robo, la estafa y la suplantación de identidad. Y también es la mejor película de Michael Bay hasta la fecha. Probablemente debería decir la única, pero La Roca y Armaggedon tienen un huequecito en mi corazón de fan de las pelis de acción.

Pero lo mejor de Dolor y dinero son los protagonistas. Si Mark Wahlberg parece volver a sus tiempos de Marky Mark en una de las mejores interpretaciones que le he visto nunca, la de Dwayne ‘The Rock’ Johnson es simplemente magistral.

          ‘El último desafío’ (Kim Jee-Woon)

the_last_stand

Tras un periodo en el que se dedicó a hacer sus pinitos políticos, Schwarzenegger por fin ha vuelto. ¡Y de qué manera, señores!, con una película que todavía se acuerda de lo que era el buen cine de acción de los 80  y los 90 y en la que nuestro querido Arnold hace lo que mejor sabe hacer: dispararle a los malos y soltar frases lapidarias.

El último desafío podría ser una peli de acción sin más, la historia del sheriff de un pueblo pequeño en la frontera de Estados Unidos y México que se pone en plan Gandalf (“¡NO PUEDES PASAAAAAAR!”) para evitar que un narco huido de la justicia atraviese sus calles.

La diferencia es que, en una era plagada de escenas de acción imposibles, demuestra que no hacen falta unos efectos especiales espectaculares para hacer que una peli funcione. Un par de persecuciones y tiroteos bien rodados también pueden hacernos disfrutar como niños.

          ‘Pacific Rim’ (Guillermo del Toro)

pacific_rim

Nunca le agradeceré lo suficiente de Guillermo del Toro que juntase en pantalla grande a dos pedazo de hombres como Idris Elba y Charlie Hunnam. Dicho esto, tengo que reconocer que es una de las películas de las que más recelaba este año. ¿Robots contra monstruos mutantes? Venga, hombre. Y probablemente sea por eso por lo que la disfruté tanto, porque no esperaba absolutamente nada de ella.

Si bien es cierto que en algunos puntos flojea y el final no es todo lo brillante que se esperaría, me hizo reconciliarme con el cine de 3D’s, pantallas verdes y efectos especiales sobrehumanos que tan poco me gusta porque apela a nuestra infancia de series manga y aventuras imposibles.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s