Archivo de la etiqueta: Joseph Kosinski

Oblivion: El apocalipsis según Stendhal

Me acerco tarde al visionado de Oblivion, pero la experiencia sin duda ha merecido la pena. Mi primera reflexión me lleva al momento de su estreno. Tal vez el poster de la película, con Cruise escopeta futurista en mano, no fue la mejor forma de vender un filme más espiritual que frenético. Estamos ante una película Sci-Fi del subgénero “El hombre y (lo que queda de) la tierra”.

La alineación está clara. El director Joseph Kosinski juega con un nueve puro, y no, a pesar de lo que pueda parecer no es Tom Cruise. Se trata del director de fotografía chileno Claudio Miranda, que realiza una excelsa labor bien secundado por el departamento de FX. La película es visualmente deslumbrante. Cruise se limita a jugar de mediapunta, a hacer de enganche entre la película y el gran público. Miranda y Kosinski ya dieron muestras de su potencial en la también brillante Tron: Legacy.

parque-atracciones-oblivion

fotografia-oblivion

Pero no solo funciona a nivel visual, también lo hace a nivel sonoro. Si para poner la música a Tron, Kosinski fichó a Daft Punk, para Oblivion nadie mejor que M83. Los franceses ya han demostrando en cortes como Midnight city que son especialistas en crear atmósferas, y es esa idea la que desarrollan en la gran banda sonora que han soñado para la ocasión. Como punto álgido, el main theme de la película con la voz de Sussane Sundfør, de largo la mejor canción para cine de la última temporada, y puede que de los últimos años. Una pieza maestra que sintetiza a la perfección todo el universo físico y sentimental de la película.

El ya mencionado Cruise cumple en su función de estrella, si bien detecto un par de errores de casting en la película: Un Morgan Freeman prescindible y desaprovechado, y un Nicolaj Coster Waldau, que por físico y estética parece más bien parte de otra cinta.

El discurso de Oblivion no queda exento de crítica. Al igual que el reciente remake de Robocop. la película de Kosinski reflexiona sobre el uso de drones y tecnología no tripulada. Un futuro a merced de las máquinas con resultados similares a la era post-Skynet. La era de la robotización ya está aquí, y prueba de ello es que buena parte de vosotros está leyéndonos desde un smartphone. Oblivion es en conjunto una prueba de resistencia humana. Deberíamos aplicarnos el cuento.

estadio-oblivion

Pero no es oro todo lo que reluce. A pesar de su preciosismo Oblivion está lejos de ser una gran película. Su gran lastre se encuentra en la parte anterior al desenlace, donde por momentos se vuelve árida. Tras esa travesía por el desierto, Oblivion recupera pulso en el final. Lamentablemente esto no la salva de la idea de que la narración rinde muy por debajo de su tremenda estética. A pesar de esto, Oblivion es un muy interesante trabajo de ciencia ficción que hará las delicias de buena parte de los fans del genero. Si Kosinski logra equlibrar sus películas nos va a dar muchas alegrías.