Archivo de la etiqueta: Rosamund Pike

Perdida: Juego camina conmigo

David Fincher vuelve a escena, y lo hace adaptando el Best seller Perdida de Gillian Flynn. De este modo, el director de Denver continúa un sendero marcado por las adaptaciones (Millennium, La red social, House of cards…). En esta ocasión nos ofrece un trepidante thriller con el que se dispone a jugar con el espectador. Morbo y más morbo en la que podría ser la obra cumbre del Anarrosaquintanismo.

El juego comienza con la extraña desaparición de  Amy Dunne. La opinión pública y la sombra de la duda caen con fuerza sobre su marido, Nick Dunne. Él y la policía seguirán las misteriosas pistas que dejó Amy antes de desaparecer.

Las dos horas y media de duración de la película no pesan en absoluto. Estamos ante una de las películas más entretenidas de este 2014. Reconozco que pasadas las dos horas aún estaba en la butaca pidiendo más. Y es que no tenemos que esperar al desenlace para resolver enigmas. El nudo viene cargado de sorpresas, trampas y humor perverso.

perdida-matrimonio-amy

ben-affleck-perdida-interrogatorio

La primera película que me ha venido a la cabeza al acabar Perdida es Juegos Salvajes, la tramposa película que John McNaughton dirigió en 1998 con dos actrices y una piscina para el recuerdo: Neve Campbell y Denise Richards. Existe además cierta influencia televisiva. La parte de la entrevista a Nick Dunne recuerda a la que vimos en el episodio 2×04 de House of cards, serie con Fincher como cara visible. También veo a la asombrosa Amy esa misteriosa esencia de la “Laura Palmer” de Twin peaks. No me hubiese sorprendido que esta Perdida hubiera sido una serie de 8 episodios.

Maravilloso acierto de casting el de Ben Affleck, es el tonto útil que la película necesita. Sus carencias interpretativas le sientan de lujo a su personaje. Pero Affleck no brilla tanto como la fascinante Rosamund Pike, a la que conoceremos mediante flashbacks previos a su desaparición. Podría acabar con nominación al oscar. En el resto del reparto, destacaría a Tyler Perry, que interpreta al carismático abogado defensor Tanner Bolt y a Carrie Coon, hermana enrrollada de Affleck. Congratulará a muchos la presencia de la espectacular modelo Emily Ratajkowski, que se muestra en en todo su esplendor.

hermana-ben-affleck-gone-girl

emily-ratajkowski-perdida-gone-girl-modelo

Como siempre destacar el trabajo de Trent Reznor y Atticus Ross en la banda sonora, si bien en esta ocasión les colocará un escalón por debajo de La red social y Millennium, quizá porque ya no nos pilla de sorpresa.

Sin duda Fincher cuenta con un buen material, pero he echado en falta fuegos artificiales. Es el doble filo de la adaptación, la fidelidad te da, pero también te quita, y Perdida se queda un escalón por debajo de la grandeza cinematográfica. Veo a Fincher en retazos, reconocible en su sello de los últimos tiempos, pero echo en falta al Fincher desatado de los inicios, el de Alien 3, Seven o El club de la lucha, un director con energía arrebatadora. Su cine, desde Zodiac, ha ganado pausa, madurez, pero adolece de excesos, y quizá también de ambición. Fincher tiene el talento para darnos obras maestras, pero en este caso opta por darnos un enorme entretenimiento. Cumple mínimos para seguir en la primera división americano, pero creo sinceramente que puede volar muy por encima de Perdida.

Jack Reacher: El hermano cabrón de Tom Cruise

El género del cine de acción no pasa por su mejor momento. Desde que entraran en auge las películas de superhéroes, las escenas trepidantes están muy ligadas a superpoderes y superarmas. Mientras tanto, hemos vivido el declive de sagas como Jungla de Cristal, quizá la más grande serie de películas de acción a pie de calle. Solo The Fast & the furious parece abstraerse de este clima, ganando adeptos con cada entrega.

A su vez estamos en la época de bournezación del género policiaco. Y es que hasta James Bond se ha convertido en Jason Bourne. En este extraño contexto llegó a las salas Jack Reacher, un thriller de acción que adapta la novela de Lee Child.

Jack Reacher es un antiguo policía militar que ayudará a una abogada a resolver el caso del asesinato de cinco personas a manos de su cliente. El acusado, tras recibir una paliza durante un interrogatorio, pronuncia el nombre de Reacher. Así es como Reacher se verá envuelto en una espiral de violencia que intentará resolver en favor de la justicia.

jack reacher no necesita armas

El encargado de dar vida a Reacher no es otro que Tom Cruise, actor de sonrisa eterna que parece vivir en una juventud infinita. Cruise no acaba de irse del estrellato ni de regresar a él. Ni arrasa entre la crítica ni defrauda. Ni arrasa en taquilla ni fracasa. Con películas como Misión imposible: Protocolo fantasma, Oblivion o este Reacher, se ha convertido en el señor de los seises de Filmaffinity.

En un nuevo intento de borrar esa figura de hijo predilecto de América, Tom Cruise encarna a un cabronazo, un cabronazo fuerte, astuto e inteligente. Un tipo que no necesita armas para reventar cabezas y no necesita apuntar las cosas para recordarlas. Un juez Dredd sin armadura, que como el héroe de comic es a la vez juez y jurado.

La película, que dirige Christopher McQuarrie, empieza fuerte, con un gran cuarto de hora. Aunque por el camino se convencionaliza. Cruise coge la batuta desde su primera aparición y no la suelta hasta el final. Su chispa mantiene viva la acción y la atención del espectador, que decae un poco por las altas expectativas de los primeros minutos y la simpleza argumental.

Tom Cruise y Rosemund Pike en Jack reacher

Estamos ante un filme sólido y bien rodado. Lo que podría ser una buena cerveza. No deja de ser cerveza, pero es una birra que se consume a gusto. Evidentemente Jack Reacher no inventa la pólvora, pero se puede decir que estamos ante un buen producto. A esto también ayuda la aportación de la abogada, encarnada de Rosamund Pike. Junto a Cruise forma una extraña pareja que no pega ni con cola, pero que a pesar de eso consigue química y una gran tensión sexual no resuelta. También ayuda la aportación de Werner Herzog o Robert Duvall en la zona secundaria.

Seguramente los productores vieron este Reacher como una posible saga que no sabemos si llegará a hacerse realidad. Sin fracasar estrepitosamente, la película no ha brillado en taquilla, lo que mantendrá la incertidumbre hasta el final. A pesar de que Jack Reacher cumple objetivos, su personaje da para una gran película. Quizá sea el momento de llamar a un director que pueda completar la misión. En ausencia de Tony Scott, que en paz descanse, Ridley sería un gran candidato.