Archivo de la etiqueta: sagas

The Cloverfield Paradox: Para dox, lax dox primerax

vacometro2

Parece que la saga Cloverfield está dispuesta a tocar todos los palos. Tras el debut en clave Kaiju mockumentary de Monstruoso, llegó Calle Cloverfield 10, una agobiante historia postapocalíptica de espacios cerrados. Ahora llega por sorpresa a Netflix The Cloverfield Paradox, un título que abandona la tierra para instalarse en el terrpr sci-fi espacial.

El punto de partida de Paradox recuerda al de Interstellar, con un planeta al borde de perder todos los recursos y una expedición que tiene como misión alargar la esperanza de nuestra especie. Un comienzo esperanzador y una premisa interesante. Los primeros minutos se desarrollan de manera irregular. La película no encuentro el ritmo, pero destellos de guión como el “Not in Kentucky Anymore” o la terrorífica aparición de la chica entre cables mantienen viva la esperanza. Incluso los momentos de puro Alien, aunque mil veces vistos, mantienen la tensión. Así es como llega el primer WTF mayúsculo de la película, con un brazo que recuerda a la ‘cosa’ de La familia Adams. Por un momento Sam Raimi se apodera de la cinta. Pero con ese brazo en fuera de juego se acabó lo que se daba. El pasaje del terror se va cerrando, y el guión, que pretende ser una ecuación difícil de resolver, se convierte en una resta con llevadas.

brazo-cloverfield-paradox

nave-cloverfield-paradox

Tampoco ayudan las esperpénticas interpretaciones. Daniel Brühl está peor que nunca, con una cara continua de… ¿Quién me ha engañado para participar en esto? Así es como poco a poco Paradox se va quedando demasiado lejos de sus antecesoras. Quién mucho abarca poco aprieta dicen, y en este caso es literal. Es en este punto es cuando vas entendiendo la decisión de Paramount de ‘regalarle’ a Netflix esta película, que en principio debió verse en las salas de cine. A este Paradox le pasa lo mismo que a aquellas secuelas que tuvo Cube, Hypercube y Cube zero, que intentaban resolver cutremente los enigmas de la original. Intentaremos quedarnos con los buenos momentos, todos mencionados en este reseña. Por lo demás, una gran pena para una de las sagas más misteriosas del cine de los últimos años.

 

Anuncios

Star Wars Episodio VIII: Los últimos Jedi. El equilibrio es imposible

Tras el buen arranque de la nueva trilogía con El despertar de la fuerza, Rian Johnson tenía un buen marrón. Su predecesora cumplió las expectativas, pero hubo unanimidad al señalar su único problema: Se parecía demasiado al Episodio IV. El director de Brick y Looper tenía la obligación de dotar de personalidad a la nueva entrega sin salirse del universo de la saga, y podemos confirmar que lo ha conseguido. Los últimos Jedi aporta nuevos aires a la saga, e incrementa el espectáculo gracias a un puñado de buenas escenas. Pero en el universo Star Wars todo tiene un lado tenebroso, y esta película no es una excepción. Hay momentos cumbre, pero también hay una buena dosis de vergüenza ajena*.

Partimos de la base argumental de siempre. La alianza rebelde resistiendo al terror del imperio. Mientras, Rey intenta convencer a Luke Skywalker de que se una a los buenos. La película va claramente de menos a más. Tanto es así que la primera mitad no logra siquiera alcanzar el aprobado. Hay paja,  más concretamente miles de fardos de paja. Por suerte, toda la potencia que le falta al arranque, la encontramos en el climax, donde la puesta en escena es clave en los momentos álgidos.

los-ultimos-jedi-sith-de-rojo

Pero si hay algo rematadamente malo en este episodio es el guión, y en este caso no me refiero a las líneas de texto. Estamos ante un libreto que toma decisiones peregrinas para llevar la acción por donde quiere. Parece que Disney ha vuelto a usar el gran calzador galáctico para que todo encaje, artilugio que ya se utilizó en Rogue One la pasada temporada. ¿Qué significa esto? Que hay cosas que suceden porque sí, porque me viene bien, porque me sale del Naboo. Se nota demasiado la ausencia de Lawrence Kasdan en este apartado. Un hombre que ha subido poner a la franquicia los pies en el suelo.

Lo que tampoco acaba de convencer es la cuestión política y filosófica que plantea la película, que ofrece un mensaje de trazo grueso y menos transgresor que el de sus antecesoras, especialmente si la comparamos con los episodios I, II, III, en los que la burocracia era protagonista. Se incide en el tercer mundo galáctico, en un universo de ricos y pobres, en el origen humilde de Rey, pero en esta ocasión de una manera exclusivamente superficial.

los-ultimos-jedi-skywalker-kylo

Quizá por todo esto, Los últimos Jedi funciona mejor si dejas el cerebro en casa y renuncias a cualquier capacidad de análisis. Y es que en realidad el sabor que deja la película es bueno, pero todo empeora al intentar encajar algunas piezas. En definitiva, estamos ante la que es posiblemente la película más irregular de toda la saga galáctica. 

 

 

 

 

ANÁLISIS EN SPOILER (DEJA DE LEER SI NO HAS VISTO AÚN LA PELÍCULA)

null

 

*Momentos de vergüenza ajena:

La muerte de Snoke y Phasma (2×1)

Si bien estéticamente, su ejecución es uno de los mejores momentos de la película, la eliminación de este personaje no deja de ser una auténtica estafa. Visto y no visto. Se nos presenta al tipo más poderoso de la saga para ser ejecutado como un masilla en los Power Rangers. ¿Qué tipo de broma es esta? Y lo peor es que con otro personaje a priori interesante como Phasma, sucede exactamente lo mismo.

Leia volando

Sobran los comentarios. Lo normal es que a la princesa Leia le explote la puta cabeza en el espacio exterior. Pues no, justo cuando se va a desintegrar… Superman returns y aquí no ha pasado (casi nada) nada. Medio cine en modo facepalm.

El no suicidio de Finn

En esta entrega el personaje de Finn cae en picado, hasta convertirse en un puto mono de feria. Parece que querían utilizar un personaje negro por eso de la inclusión, y han acabado cometiendo el error de siempre. En convertir a Finn en el negro de la película, un (supuesto) personaje negro que aporta entre poco y nada. Pues bien, cuando parece que Finn iba a tener un final potable suicidándose por el bien común… Va su rollete oriental y se suicida para salvarle a él, muriendo con beso previo. El vergüenzómetro hecha humo.

Además de estos ‘momentazos’ hay varias cosas más que chirrían. El personaje de Poe Dameron, supuesto Han Solo de la nueva trilogía, es el personaje más plano de toda la saga. Sí, me ha hecho añorar a Jar Jar Binks. Un personaje guiado por sus testículos.

Tampoco nos han contada nada del romance entre Leia y Amilyn Holdo, que se marcan un Frodo-Sam en versión Star Wars. Parece claro que hubo tema. Veremos si el episodio VIII es capaz de cicatrizar todas estas heridas.

Secuelas que superaron a la película original

A estas alturas el tópico “Segundas partes nunca fueros buenas” está más que muerto, por lo que nos planteamos otra cuestión. ¿Qué secuelas superaron a la primera película? No vamos a hablar de las que le empataron el partido al episodio original, si no de las que lo ganaron. Aquí van:

La guerra de las galaxias: El imperio contraataca

hoth-el-imperio-contraataca

Tras el impacto generado por La guerra de las galaxias, ahora conocida con el soso título de Una nueva esperanza, parecía imposible superar el listón. Pero Lucas lo consiguió. El filme partió desde Hoth hacia algunas de las mejores escenas de todos los tiempos, incluida la del “Yo soy tu padre”. El carisma de Yoda hizo el resto. Mucho más que una simple Space Opera.

El caballero oscuro

el-caballero-oscuro-nolan

Los (ligeros) problemas de ritmo que tenía Batman Begins se ven resueltos en este episodio que ya forma parte de la historia del cine. Sin duda lo peor de esa primera entrega era El Espantapájaros, un sparring en manos de Batman que no lució como lo hace en el cómic. El personaje que interpretaba Cillian Murphy se ve sustituido aquí por el Joker de Heath Ledger, el mejor villano de la historia del cine. Sin presentaciones de por medio, Nolan consiguió hacer una película redonda en lo que todo brilla por encima de la original.

Anarchy (La noche de las bestias) / The Purgue 2

anarchy-la-noche-de-las-bestias

The Purgue: La noche de las bestias sacrificó una brillante premisa para ofrecernos una sosa película de invasión casera. El director James DeMonaco recuperó esa idea de la noche del asesinato legal para centrarse esta vez en lo que pasa fuera. Cine serie B con vocación antisistema no exento de terror. Una película para disfrutar.

Los renegados del diablo

12_devils_rejects_blu-ray

No fue fácil de digerir una película como La noche de los mil cadáveres, un filme a medio pulir que a pesar de sus buenas ideas y su tremenda dirección artística no acababa de ser disfrutable. El director Rob Zombie se quitó las ataduras en este segundo trabajo y llevó a su terrorífica familia de vacaciones. Y que bien le sentó salir de casa… Zombie ejecuta magistralmente un gran guión. La sala de montaje hizo el resto. Una gozada para los fans del terror, y quizá también para los que no lo son.

H2 (Halloween 2)

halloween-2-rob-zombie

En Halloween: El Origen vimos a un Rob Zombie demasiado respetuoso con el gran material de partida, nada menos que La noche de Halloween de John Carpenter. En Halloween II es donde el rockero y director se soltó la melena, libre de las ataduras de la primera película. Halloween II tiene personalidad propia, y ese final con Nights in white Satin es impagable. Así sí.

 

Capitán América: El soldado de invierno

capitan-america-soldado-invierno-rogers-romanoff-beso

Aunque es difícil hablar de secuela, puesto que el universo Marvel arrastra más películas, la segunda aventura en solitario del capi le dio un baño a Capitán América: El primer vengador. El soldado de invierno se convirtió en la película más thriller de la era Marvel, y también en el título menos infantil del sello. El excesivo CGI de la franquicia se cambió al fin por acción y peleas a pie de calle. Estamos ante la brillante recreación del despertar de Hydra.

Los juegos del hambre: En llamas

saludo los juegos del hambre

Tras una buena presentación de la franquicia por parte de Gary Ross, el director Francis Lawrence supo inyectar adrenalina y más contenido político a una franquicia que lo demandaba. Manteniendo lo que funcionaba en la original pero siendo más incisivo en las escenas de acción el entretenimiento se multiplicó. Lástima que tras esto llegaran dos infumables episodios más.

Star Trek: En la oscuridad

star-trek-en-la-oscuridad-benedict-cumberbatch

Tras el notable reinicio de franquicia que supuso Star Trek (2009), JJ Abrams hizo lo mismo pero mejor en un segundo episodio que no solo supera en cada aspecto a la primera entrega, si no que cuenta con Benedict Cumberbatch, y así es fácil ganar el partido. Más y mejor acción.

Spiderman II

spiderman-2-octopus-doctor

Tras la entretenida pero irregular primera entrega, Spiderman II elevó un peldaño el nivel de la saga del hombre araña. En parte, gracias a uno de los villanos más carismáticos del cómic: El doctor Octopus, interpretado por Alfred Molina. Más y mejores escenas de acción en una película más desenfadada y más Sam Raimi que su predecesora. Lástima que el caos llegara en la tercera entrega.

28 semanas después

28-semanas-despues

Lo tenía muy difícil Fresnadillo tras un buen primer episodio por parte de un mastodonte como Danny Boyle. Por suerte, la incertidumbre apenas duró unos minutos. La espectacular fuga inicial, excelentemente montada, llevaba a la franquicia a nuevas cotas. Una de las mejores películas de zombies hasta la fecha.

Terroríficamente muertos (Evil dead 2)

terrorificamente-muertos-evil-dead

Todo lo bueno de Posesión infernal se multiplicó por cinco en esta nueva entrega, un nuevo episodio que se podría calificar como remake. Ayudó la inspiración de Bruce Campbell, prestándose a todo tipo de gags. La obra cumbre del estilo Raimi.

Desperado

desperado-banderas-los-lobos

Lo que es tener pasta. Robert Rodriguez ejerció de conejillo de indias para financiar El Mariachi, su primera y baratísima película. Con dinero de estudio y una estrella latina como Banderas hizo lo que la pasta no le permitió en su primera incursión. Además el filme lanzó al estrellato a Salma Hayek. Una película más divertida, más entretenida y con mejor look que la meritoria primera entrega. De lo mejor de Rodriguez. Para el recuerdo su gloriosa escena de créditos.

Jungla de Cristal III: La venganza

jungla-de-crista-3-la-venganza

No era fácil partir de una película como Jungla de Cristal, una cinta que ya formaba parte del Olimpo del cine de acción con Bruce Willis como frontman de excepción. Quizá por eso la segunda entrega no funcionó. Por suerte John McTiernan, director de la original, se sentó de nuevo en la silla del director para extender el Nakatomi Plaza por toda la ciudad de Nueva York. El yo contra todos se convirtió en un Yo y Samuel L. Jackson contra Jeremy Irons en un juego salvaje por la gran manzana. Si no es la mejor película de acción de todos los tiempos poco le falta.

Indiana Jones y la última cruzada

indiana-jones-y-la-ultima-cruzada-padre-hijo

Tras dos buenas entregas era difícil pensar que el arqueólogo más célebre de la historia del cine podía llegar aún más lejos. Pero Spielberg lo consiguió. En buena parte gracias a la inclusión de Sean Connery como padre del héroe. Juntos consiguieron los mejores momentos de la saga. Una de los mejores títulos de aventuras jamás filmados.

 

Harry Potter y el Prisionero de Azkaban

harry-potter-mejor-azkaban

El mexicano Alfonso Cuarón solo dirigió un episodio de la saga Potter, y fue el mejor. Tras dos buenas primeras adaptaciones de los libros de JK Rowling, Cuarón llevó a la franquicia a otro nivel. Un capítulo oscuro y adulto que no es solo una gran película de Harry Potter, también es una gran película.

¿Echas algún título de menos? Háznoslo saber en la zona de comentarios.